Reseñas

Maestros y amigos

Andrés Amorós
Editorial
Forcola Ediciones
Año de Publicación
2020
Categorías
Sinopsis

Andrés Amorós, en su libro más personal y autobiográfico, nos dibuja diversas semblanzas de algunos de sus más queridos maestros, bien procedentes del mundo académico, como Rafael Lapesa o Dámaso Alonso, bien aquellos con los que ha compartido trayectoria vital e intelectual, como Américo Castro, Francisco Ayala o Federico Sopeña. Por otro lado, como a todo aquél al que le «ha sido dada la gran suerte de ser amigo de un amigo», en palabras de Schiller, Amorós traza los retratos de varios personajes relevantes de la cultura y la sociedad española de los últimos cincuenta años, a los que considera buenos amigos. Lejos del género hagiográfico, nos transmite una visión cercana, al margen de máscaras, de amigos que, como no podía ser menos, proceden de los mundos que conforman sus más cercanas pasiones vitales: del teatro y el cine ?Antonio Buero Vallejo, Nuria Espert, Francisco Nieva, José María Rodero, Fernando Fernán Gómez y Alfredo Landa; del mundo de la tauromaquia ?Luis Miguel Dominguín, Domingo Ortega y Eduardo Miura?; o de la de la literatura ?Camilo José Cela, Miguel Delibes, Torrente Ballester, José Luis Sampedro y Antonio Gala. Un libro ameno, plagado de anécdotas, recuerdos curiosos y charlas públicas y privadas, pues toda amistad no deja de ser una larga conversación.

Los gigantes olvidados del siglo XX

Temática:
Semblanzas amistosas
Te gustará si:
Admiras a los grandes escritores españoles olvidados
Dónde leerlo:
En una biblioteca rodeado de incunables
Acompáñalo de:
Un whisky DYC

Torrente Ballester, Francisco Nieva, Américo Castro, Dámaso Alonso, Luis Calvo, Francisco Ayala… Son nombres que a la inmensa mayoría de los universitarios españoles no les dirán nada. Y sin embargo, se trata de auténticas cumbres de la cultura española reciente. Que hoy estén prácticamente olvidados es algo peor que un error o una injusticia: es la expresión de una enfermedad. A ellos y a otros muchos más viene ahora a rescatarlos alguien que los conoció muy bien: Andrés Amorós, otro enorme talento, en su libro Maestros y amigos. “Después de la salud y el amor –escribe el autor- pocos dones de la Fortuna contribuyen más a una vida plena y feliz que haber tenido buenos maestros y amigos interesantes. No puedo yo quejarme, en ninguna de estas dos cosas”. Y eso es este libro: un paseo por estos gigantes del siglo XX de la mano de Andrés Amorós, donde el autor nos cuenta a la vez quiénes eran y su experiencia personal a su lado. 

 

Uno de los mayores dramas de la cultura española contemporánea es que ha roto con la tradición heredada. Y no nos referimos a la tradición del Siglo de Oro o del XIX (que también), sino a la más reciente, la de la España de los años 50, 60 y 70 del siglo XX. Este es un rasgo que ya denunció muy tempranamente Eduardo Subirats: a principios de los ochenta la cultura española empezó a funcionar como si hubiera nacido de ninguna parte, con una música, una literatura y, sobre todo, una cultura popular que se pretendía enteramente nueva; los periódicos dejaron de hacer hueco a los maestros y centraron el foco en nuevas figuras que, efectivamente, nuevas eran, pero que rara vez dignas de tanta alharaca.

 

¿Por qué pasó eso? Por varias razones. Por un lado, por ese morbo periodístico de la novedad según el cual no hay nada más viejo que lo que pasó ayer. Por otro, por la toma del poder cultural por una generación que pretendía construir su propio espacio, primero, y ocuparlo todo después, canibalizando a la generación anterior (véanse los estragos causados en este terreno por El País, sin ir más lejos). Y además, y quizá sobre todo, por una operación dirigida desde el poder que pretendía construir una sociedad española nueva, lo más alejada posible de la de los años anteriores, desdeñada so capa de franquismo. Fueron los años en que empezó a hablarse de los decenios anteriores como un “páramo cultural”, al mismo tiempo que el socialismo emprendía una concienzuda tarea de sustitución de las elites culturales, arrumbando a los viejos maestros (por ejemplo, mediante la jubilación masiva de catedráticos) y poniendo en su lugar a nuevos popes que de inmediato iban a instaurar su propia dictadura. La dictadura “progre”.

 

Atrás quedaban, en una especie de mazmorra de lodo señalada con el infamante cartel de “franquismo”, docenas de nombres cuyo brillo, sin embargo, hace palidecer a los mandarines de nuestro tiempo. ¿Franquismo? Sí, ese es el gran problema. El poder cultural de nuestro tiempo, para legitimarse a sí mismo, ha marginado como “franquista” a todo lo que se hacía en España durante el tiempo en que gobernó Franco (fuera realmente franquista o no, que con frecuencia no lo era). Y así tenemos a lo mejor de nuestra cultura del siglo XX sepultada bajo una infame losa sobre la que baila hoy la mediocridad de los concursos de televisión. ¿Alguien cree sinceramente que no está aquí una de las causas por las que hoy somos, colectivamente hablando, una sociedad tan taruga?

 

Maestros y amigos es un buen instrumento para enmendar esa injusticia histórica. Por sus páginas pasan veinticinco personajes, hombres y mujeres, lo mismo actores que eruditos, toreros que filósofos, músicos que dramaturgos, en un ejercicio de memoria que es a la vez semblanza y recuerdo y que, de paso, nos devuelve la imagen real de la España de nuestros padres. Y además, con la pluma de Amorós, que es un escritor excelente, ameno, brillante y eficaz. Y también, todo sea dicho, un maestro y un amigo. 

 

 

 

Editorial
Forcola Ediciones
Año de Publicación
2020
Categorías
Sinopsis

Andrés Amorós, en su libro más personal y autobiográfico, nos dibuja diversas semblanzas de algunos de sus más queridos maestros, bien procedentes del mundo académico, como Rafael Lapesa o Dámaso Alonso, bien aquellos con los que ha compartido trayectoria vital e intelectual, como Américo Castro, Francisco Ayala o Federico Sopeña. Por otro lado, como a todo aquél al que le «ha sido dada la gran suerte de ser amigo de un amigo», en palabras de Schiller, Amorós traza los retratos de varios personajes relevantes de la cultura y la sociedad española de los últimos cincuenta años, a los que considera buenos amigos. Lejos del género hagiográfico, nos transmite una visión cercana, al margen de máscaras, de amigos que, como no podía ser menos, proceden de los mundos que conforman sus más cercanas pasiones vitales: del teatro y el cine ?Antonio Buero Vallejo, Nuria Espert, Francisco Nieva, José María Rodero, Fernando Fernán Gómez y Alfredo Landa; del mundo de la tauromaquia ?Luis Miguel Dominguín, Domingo Ortega y Eduardo Miura?; o de la de la literatura ?Camilo José Cela, Miguel Delibes, Torrente Ballester, José Luis Sampedro y Antonio Gala. Un libro ameno, plagado de anécdotas, recuerdos curiosos y charlas públicas y privadas, pues toda amistad no deja de ser una larga conversación.

f
1942 Amsterdam Ave NY (212) 862-3680 chapterone@qodeinteractive.com
[contact-form-7 404 "No encontrado"]
Free shipping
for orders over 50%